Espadas de la Edad Oscura a la Alta Edad Media

Publicado: enero 20, 2015 en Armas, Espadas
Etiquetas:, , ,

Espadas Edad Oscura

Las espadas medievales existieron en gran variedad a lo largo de muchos siglos. Tanto la experimentación como la especialización en el diseño eran constantes. Pero ciertas características comunes pueden describir la espada medieval “genérica” como una hoja larga, ancha, recta, de doble filo con una simple guarda cruzada (o empuñadura “cruciforme”).

Podía estar diseñada a una o dos manos. La forma típica era un arma a una sola mano utilizada para asestar golpes, cortes y también empujones limitados. Este estilo se desarrolló esencialmente a partir de las formas celtas, germánicas, anglosajonas y romanas tardías (la spatha). Las formas vikingas y francas tempranas (la “spata”) se consideran sus antepasados ​​más directos. Las espadas medievales se pueden clasificar (normalmente por el diseño de la empuñadura) en un gran número de categorías según conservadores, coleccionistas e historiadores militares. Sin embargo, los estudiantes y recreacionistas actuales prefieren los términos históricos reales. En aquel momento, a las armas de hoja larga se las llamaba simplemente “espadas”, o a los más largas “espada de guerra”, o incluso “espada larga.”

En otros idiomas se llaman Espée du Guerreschwert, svard, suerd, swerd, sword, esapadon o epee. Cuando, más adelante, los caballeros las llevaron en el cinturón, las llamaban espadas Arming. Las espadas Arming también se consideraban “espadas de caballería” (también parva ensis o epee courte). Su forma para usar a una mano es lo que las asocia estrechamente con la idea de la “espada de caballero” (1300 a. C.).

El uso de la armadura en el Renacimiento, hizo que las hojas (tanto a una mano como más largas) se volvieran más estrechas y puntiagudas, así como más gruesas y más rígidas. Al menos desde finales del siglo XIV en Inglaterra, se llamaba “espada swerde” a una hoja a una mano con esta forma. En el siglo XV en Alemania, era la Kurczen swert. Al mismo tiempo, como resultado de un mayor uso de las técnicas de empuje algunas hojas adoptaron guardas para los nudillos, o anillos para los dedos o laterales, lo que llevaron a la empuñadura elaborada. A finales de la época isabelina, las antiguas hojas de tipo medieval a una mano se hicieron conocidas como “espadas cortas”, mientras que a la variedad más grande se la seguía llamando “espada larga“.

El término “espada corta” fue utilizado más adelante por los coleccionistas del siglo XIX para hacer referencia a cualquier tipo de espada “corta” a una mano de la antigüedad en adelante.


Bibliografía

http://www.thearma.org


Traducción

Jara Gómez Arellano

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s