Archivos de la categoría ‘Monstruos Voladores’


Animal fantástico en forma de pájaro gigante, cuyo nombre deriva etimológicamente del árabe rukh, que aparece descrito por vez primera en Las aventuras de Simbad el Marino, compilado en la colección de cuentos de Las mil y una noches, cuando el protagonista consigue escapar de la isla en la que ha sido abandonado por sus compañeros atándose a una de las patas del pájaro. Además de su enorme tamaño, se dice de él que era tan fuerte que podía llevar en su pico elefantes y rinocerontes, cual si de gusanos se tratara, para alimentar a sus crías y que su huevo era tan grande que medía más de cincuenta pasos. Otras versiones dan cuenta de sus plumas gigantescas y de que tenía en la cabeza dos cuernos con los que mataba a los elefantes, ensartándolos. Ocurría luego que no era capaz de desprenderse de los cadáveres de los bichos, con lo que éstos se pudrían, generando tal cantidad de gusanos que, al descender por los cuernos y meterse en el interior de la cabeza del Roc, le causaban la muerte. Esto, y el sonido del trueno -que atemorizaba de tal forma al Roc que se tiraba desde los acantilados-, eran las únicas causas conocidas de su muerte, pues en sí, el Ave Roc era invulnerable e invencible.Roc

El mito del ave ciclópea dotada de poderes es recurrente en la mitología universal. Aparece en África y en la tradición de la India, donde el pájaro divino Garuda, montura del dios Visnú, lleva en sus garras a un elefante y a una tortuga. En la mitología de los indios norteamericanos existe un ave gigante, el Pájaro de Trueno, parecida a un águila y dotada de grandes poderes destructores y creadores, que se alimenta de ballenas a las que transporta en sus garras. La tradición asiática occidental habla profusamente del Grifo, un enorme ave capaz de volar enormes distancias transportando elefantes en sus garras, cuya leyenda se perpetuó hasta época medieval. Por último, cabe citar el Simurgh, el pájaro gigantesco de plumas multicolores -a veces es un híbrido entre ave y perro- que aparece en la mitología árabe.Roc_by_GENZOMAN[1]


El Ave de Roc en los Mundos de Fantasía

Los rocs son aves gigantes que habitan en zonas cálidas y montañosas. Físicamente son como enormes águilas con un plumaje marrón y dorado. Algunos rocs también pueden ser enteramente rojos o negros pero, independientemente de su color, nadie se alegra de verlos ya que son considerados portadores de malos presagios. Poseen una fuerza enorme con la que elevan a sus presas, incluso del tamaño de un elefante, por los cielos.

Tienen un apetito voraz, por lo que necesitan cazar frecuentemente. Para ello, el roc se eleva a unos 100 metros de la superficie terrestre, divisando así a cualquier posible presa y, una vez la encuentra, se lanza en picado y la golpea con sus garras hasta dejarla inconsciente. Entonces la eleva hasta su nido para devorarla con tranquilidad. Si no consigue dejarla inconsciente vuelve a golpear, pero esta vez con el pico.roc2

Sus nidos se encuentran en las más altas montañas y están construidos con árboles y ramas. Estos nidos suelen estar muy bien protegidos por los rocs, que no dudarán en atacar ferozmente si ven amenazado el nido.

Los rocs pueden ser domados por los gigantes. Si los gigantes son benévolos no dejarán que sus rocs ataquen a los habitantes de las ciudades ni a sus animales domésticos o ganado. Los enanos, que tienen sus minas muy cerca de los nidos de rocs, han fracasado en sus numerosos intentos por domesticarlos.

Las plumas de los rocs pueden usarse para la elaboración de alfombras voladoras.roc_cab


Bibliografía

http://www.seresmitologicos.net/

http://www.enciclonet.com

ROLEMASTER

 

Anuncios

Las Arpías o Harpías

Publicado: julio 15, 2016 en Monstruos Voladores
Etiquetas:, ,

Del lat. harpya, y éste del gr. Arpuia, ‘que vuela y saquea’.

ARPÍA O HARPÍA: Ave fabulosa, cruel y sucia, con rostro de mujer y cuerpo de ave de rapiña.

Monstruos femeninos, mitad ave, mitad mujer. Se las suele representar o bien con cuerpo de ave, cabeza de mujer y afiladas garras, o bien como mujeres aladas. Son hijas de Taumante y la oceánide Electra, de la generación preolímpica. Normalmente sólo son dos; Aelo (‘Borrasca’), llamada también Nicótoe, y Ocípete (‘Vuela-rápido’); aunque a veces se nombra una tercera, Celeno (‘Oscura’). Habitaban las islas Estrofíades, en el Egeo; sin embargo, Virgilio cuenta que están en el vestíbulo de los Infiernos, con los demás monstruos. Son raptoras de niños y de almas; en ocasiones, sirven como elemento de castigo divino. Hay mitos que cuentan que estas dos hermanas se unieron al dios-viento Céfiro, con el que engendraron a los caballos Janto y Balio, montados por Aquiles, y Flógeo y Hárpago, los caballos de los Dioscuros.mitologia-arpias-1_1800x1075


El mito de Fineo

Fineo era un adivino ciego hijo de Poseidón que había sido castigado por los dioses a que, cada vez que se dispusiera a comer, las arpías devoraran parte de los alimentos, ensuciando el resto con sus excrementos. Cuando llegaron los Argonautas, se negó a decirles lo que les deparaba el viaje si antes no le libraban de su terrible maldición. Así, le pidieron al anciano que se sentara y, cuando las arpías aparecieron, empezaron a ser perseguidas por Calais y Zetes, hijos del viento e igualmente alados. Aunque el Destino quería que éstas perecieran a manos de los hijos de Bóreaso, por el contrario, murieran éstos si no lograban darles alcance, ninguno feneció. La primera cayó en un río del Peloponeso, que se llamó por este hecho Harpis, la otra alcanzó las islas Equínades, llamadas Estrofíades (‘islas del Regreso’) a partir de ahí. Pero, cuando los dos hermanos se disponían a darles muerte, Iris (en otras tradiciones Hermes) impidieron que las matasen por ser servidoras de Zeus. No obstante, las Arpías tuvieron que prometer por el Éstige que no volverían a molestar más a Fineo.La-captura-de-las-arpias-Jason-y-los-argonautas


Las hijas de Pandáreo

Al quedar huérfanas las hijas de Pandáreo, fueron criadas por las diosas. Afrodita les llevó comida, Hera les procuró sabiduría y belleza; Artemisa, elegancia; y Atenea, habilidad manual. Pero un día que Afrodita fue al Olimpo a pedir a Zeus unos maridos dignos de ellas, las Arpías las raptaron y las llevaron a los Infiernos, donde las entregaron a las Erinias como esclavas. En otras versiones totalmente diferentes, serán las propias Arpías las encargadas de criar a las niñas.


Las Arpías en los Mundos de Fantasía

De cuatro o cinco metros de envergadura, las hembras son mucho más comunes que los machos. El odio resalta la pálida asimetría de su cara de mujer y brilla en sus estrechos ojos; la tensión mantiene rígidos su cuello y sus pequeños pechos. La sed  de poder de este ser inmundo se refleja en el brillante plumaje azul de sus alas y su cuerpo de ave. La malicia de la arpía siempre intenta llevar el dolor y la desesperación a toda criatura, excepto a los de su propia raza. Su agudo grito paraliza a sus enemigos, aumentando la letalidad de sus crueles garras. La arpía se alimenta de sus víctimas y sus capas térmicas, donde ocasionalmente cae víctima del fiero Grifo.mito

La parte inferior de su cuerpo y las alas son de buitre, y el torso y la cara de mujer, en concreto de una bruja. Su pelo es grueso, duro y enmarañado, como un estropajo, y tiene los dientes podridos. No suelen llevar ropas y siempre están envueltas en un fétido olor. Son seres tan sucios que infectan a otros seres al atacarles con sus garras.

Su lenguaje se basa en una especie de gritos y cacareos muy desagradables. Sin embargo, las arpías pueden entonar, con bastante gracia, un canto mágico capaz de hechizar a quien lo escuche, sobre todo a humanos y semihumanos. Esta canción la usan cuando se ven atrapadas o cuando quieren atraer a viajeros ocasionales hasta su guarida.

Sus guaridas están situadas en la línea de la costa y son, frecuentemente, cuevas un poco profundas y tan sucias que ningún animal se atreve a acercarse. En ellas guardan algunos tesoros que se mezclan con toda la suciedad. Estas guaridas albergan a unas diez o doce arpías.

Las arpías pueden colaborar esporádicamente con humanos ejerciendo de espías.arpia1


Bibligrafía

El Gran Libro de la Mitología Griega. Robin Hard. Editorial La Esfera de los Libros.

http://www.seresmitologicos.net

http://www.enciclonet.com

ROLEMASTER