Archivos de la categoría ‘Historia’


ESVÁSTICA: Antiquísimo símbolo místico de las culturas arias o indoeuropeas. Consiste en una cruz, cuyas extremidades se tuercen en ángulo recto hacia la derecha, a diferencia de la sauvástica, que lo hacen a la izquierda. Su influencia se considera bienhechora y se relaciona con los cultos solares.

Cruz cuyos cuatro brazos idénticos tienen la forma de cuatro letras gamma griegas nacidas de un centro común.Image3104

El nombre de “cruz gamada” que también se le aplica obedece al parecido con la letra gamma de cada una de sus cuatro líneas o brazos.

La forma más habitual de la esvástica es la que tiene sus brazos orientados en dirección derecha. Esta modalidad suele representar el sol vernal, el amanecer y la creación. La modalidad cuyos brazos se orientan hacia la izquierda recibe el nombre de sauvástica, y es símbolo del sol otoñal, del ocaso y la destrucción.

SAUVÁSTICA: Símbolo religioso de la India. Consiste en una cruz cuyas extremidades se tuercen en ángulo recto hacia la izquierda, a diferencia de la esvástica, en la que lo hacen a la derecha. Su influencia se considera nefasta.

Cruz cuyos cuatro brazos idénticos tienen la forma de cuatro letras gamma griegas nacidas de un centro común.Esvasticas-positiva-y-negativa

Es en realidad una modalidad poco común de la esvástica. Ésta tiene sus brazos orientados en dirección derecha, y suele representar el sol vernal, el amanecer y la creación. La sauvástica, en cambio, tiene los brazos orientados hacia la izquierda, y suele simbolizar el sol otoñal, el ocaso y la destrucción.


Historia y simbología

La esvástica o cruz gamada es un símbolo utilizado por numerosas culturas de la antigüedad. En la mayoría de ellas se cree que era utilizada a modo de amuleto, con la función de repeler los espíritus del mal y atraer la buena suerte, la salud, el poder y la vida sobre sus usuarios y poseedores.

La esvástica se documenta, por ejemplo, en la cultura de la antigua China, donde recibía el nombre de “Lei Wen” o “Trazo del trueno”, y simbolizaba la prosperidad, la buena suerte, la salud y la longevidad, igual que sucedía también en Japón.Image3110

En todo Oriente la esvástica fue un pictograma muy asociado a las imágenes de buda, en cuyos pechos y pedestales solía estar grabada. En aquella tradición se identificaba como “la rueda de la ley” y simbolizaba la vida y la justicia girando siempre alrededor de un centro estable.

En la antigua India, la esvástica se identificaba con el dios Ganesa, con el principio generador masculino, con el día y con la vida, mientras que la sauvástica se identificaba con la diosa Kali, con el principio generador femenino, la noche y la muerte. Con numerosas variedades fue un símbolo iconográfico muy utilizado en todo el arte de los pueblos indoiranios. En muchos casos parece que una esvástica encerrada dentro de un círculo simboliza una rueda de carro, relacionada a su vez con el carro del sol, el día y la vida. Todavía hoy el arte popular (por ejemplo el pastoril) de muchos pueblos indoeuropeos y mediterráneos (entre ellos el español) conserva como motivo decorativo esencial esvásticas radiales encerradas en círculos.Buda-esvastica-pecho-1

En la antigua tradición nórdica la esvástica se identificaba con el martillo del dios Thor, y, en consecuencia, con el trueno y el poder, como sucedía en la antigua China.

Los celtas, los etruscos, los antiguos griegos y los romanos utilizaban también la esvástica como símbolo del sol, del poder y de la vida. Su uso como insignia militar de los ejércitos romanos sería una de las razones que animaría, siglos después, a Adolf Hitler a adoptarla como símbolo de su movimiento nazi.esvasticas-Escocia-y-sacerdotisa-fenicia-1

La esvástica se asoció también a la tradición de los primeros cristianos, y su representación es relativamente común en las catacumbas como imagen de la piedra básica de la Iglesia.

Durante la Edad Media simbolizó también a Cristo, y después fue utilizada por algunas tradiciones masónicas, para las que representaba los cuatro puntos cardinales de la Osa Mayor alrededor del cielo.Esvasticas-5

Su utilización como símbolo del Sol y de la vida en el arte y la cultura popular de muchos pueblos de Europa, Asia y el norte de África ha sido continua, y es muy característica, por ejemplo, su modalidad vasca tradicional. Uno de los cuadros más representativos de Francisco de Goya, el retrato de La marquesa de Santa Cruz incluye como elemento decorativo una esvástica, lo que da idea de su recurrente utilización en la tradición artística occidental.Image3106

A comienzos del siglo XX, la esvástica fue adoptada por Adolf Hitler como emblema de su siniestro ideario y régimen. La documentación de su uso entre los pueblos de la Europa precristiana, especialmente los arios del norte y los romanos, su asociación a la parafernalia militar de estos últimos, y su identificación con el Sol y con el poder justifican esta elección, que ha rodeado el símbolo de connotaciones tan negativas que ha llevado a la casi extinción de su uso como elemento decorativo o simbólico en muchas otras tradiciones y contextos.


Bibliografía

Enciclonet

http://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2014-05-31/lo-que-de-verdad-significa-enarbolar-una-esvastica_136726/

http://www.bbc.com/mundo/noticias/2014/10/141023_cultura_esvastica_simbolo_antiguo_wbm

http://www.abc.es/cultura/abci-esvastica-trazada-mas-5000-anos-antes-hitler-201608191258_noticia.html

 

 

 

Anuncios

La lengua cherokee pertenece a la familia iroquesa. Hacia 1838 cuando fueron desterrados en el episodio conocido como “La senda de las lágrimas”, la lengua se fragmentó. Hay dos dialectos principales del cherokee moderno, el “giduwa” (oriental) y el “otali” hablado en Oklahoma.

La lengua es polisintética, es decir que las palabras están compuestas por morfemas, fragmentos mínimos capaces de expresar significado. La cherokee los combinan obteniendo distintos significados. La palabra “di-ti-yo-hi-hi”, por ejemplo, contiene morfemas que traducidos individualmente dirían: “el que afirma reiteradamente, en fin, y con un propósito”, pero unidos “abogado”.

El orden de la frase es sujeto, objeto y verbo, o sujeto, verbo y objeto.

Los nombres se dividen en animados e inanimados. La distinción es evidente solo en el plural. Por ejemplo “a-tsu-tsa” (“muchacho”), donde “a” es un prefijo singular, cambia para el plural en “a-ni”: “a-ni-tsu-tsa” (“muchachos”). Para los inanimados un plural típico se hace sustituyendo el prefijo “a” por “di” o “te”, ejemplo “a-la-su-lo”: “zapato”, “di-la-su-lo”, “zapatos”.

Los pronombres son dos en su forma libre: yo: “a-ya”, tú, usted: “ni-hi”. El pronombre demostrativo es “hi-a”: él o esto refiriéndose a un objeto, o “go-hi”: esto con referencia a tiempo. Los interrogativos son “ka-ga”: ¿quién? y “ga-do”: ¿qué?.


Numeración
Numeración
1 sa-quu-i 6 su-da-li 20 ta-li-s-go-hi 70 ga-li-qua s-go-hi
2 ta-li 7 ga-li-quo-gi 30 tso so-go 80 ne-la s-go-hi
3 tso-i 8 tsa-ne-la 40 nu-gi so-go-hi-ne 90 so-ne-la s-go-hi
4 nv-gi 9 so-ne 50 hi-s-gi so-go-hi 100 a-go-hi-tsu-qui
5 hi-s-gi 10 s-go-hi 60 su-da-li s-go-hi mil sa-quo I-ya-ga-yv-li
11 al 19 millón i-tsu-qua-di-nv-da
formas análogas finalizando
con la sílaba “du”

Escritura

Creado por Sequoyah hacia 1820, es un sistema silábico, su sentido es de izquierda a derecha. Se escribe mediante un silabario de 85 símbolos, algunos similares a los del alfabeto latino, aunque su sonido es diferente, Sequoyah copió los caracteres desconociendo su pronunciación. El nombrar los símbolos, uno por uno, significa leer la palabra, como si en español se leyera beca: “b-k”.

Para el año 1830 el 90% de los cherokee sabían leer y escribir en su propia lengua. Libros, textos religiosos, almanaques y periódicos (en 1828 se editó el “Cherokee Phoenix”) se publicaron usando el silabario.


Silabario Cherokee

En las columnas se consignan las seis vocales cherokee, la v es similar a la u pero nasalizada. En las filas las consonantes. De las intersecciones de las mismas resultan las 85 sílabas.

cherokee


Ejemplo de texto Cherokee

cherokee_texto

Transcripción:

Nigada aniyvwi nigeguda’lvna ale unihloyi unadehna duyukdv gesv’i. Gejinela unadanvtehdi ale unohlisdi ale sagwu gesv junilvwisdanedi anahldinvdlv adanvdo gvhdi.

Traducción:

Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos. Dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos a los otros en un espíritu de hermandad.
(Artículo 1 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos)


Sequoyah

También conocido como George Guess o Gist, nació alrededor del año 1776 en Tuskeegee. Su padre era Nathaniel Gist, un comerciante de pieles de Virgnia. Su madre WuT-teh era hija de un jefe Cherokee.

Litografía de Sequoyah  con su silabarioCriado en las costumbres tribales, se convirtió en cazador y comerciante de pieles, en algún momento anterior a 1809, se trasladó a Wills Valley, en Alabama, donde comenzó su oficio de platero.

Junto a su pueblo se alistó a las tropas de Estados Unidos al mando del General Andrew Jackson para luchar contra las tropas británicas y los indios Creek en la guerra de 1812.

Nunca aprendió a hablar, escribir o leer inglés, sin embargo, al ver a los soldados blancos escribir cartas, leer las órdenes militares, o registrar los hechos, quedó fascinado con esa capacidad de comunicarse haciendo marcas distintivas en el papel, con las “hojas que hablan” y empezó a pensar en crear un sistema de escritura para su pueblo.

Al regreso de la guerra, notó que con 85 sílabas podía representar los sonidos de su idioma. Para simbolizarlas tomó algunas letras e inventó otras, como no sabía el sonido de las letras del alfabeto inglés las asignó arbitrariamente para su silabario.

Enseño a su hija Ayoka de diez años a leer y escribir con su sistema, y se presentó ante los líderes tribales para llevar a cabo una demostración. Sequoyah se retiró a distancia mientras que su hija escribía lo que recelosos quisieron dictarle. Cuando Sequoyah regresó y leyó lo escrito, todos se quedaron pasmados. En pocos meses miles de cherokees se alfabetizaron.

En 1825 gran parte de la Biblia y varias canciones se habían traducido. En 1828 fue publicado el “Cherokee Phoenix”, primer periódico norteamericano bilingüe, junto con folletos religiosos, materiales educativos y documentos legales.

En reconocimiento a sus contribuciones, la Nación Cherokee, le concedió una medalla de plata y una pensión de por vida. Él continuó desempeñándose como estadista y diplomático hasta su muerte en 1843.


Bibliografía

http://pueblosoriginarios.com


Línea defensiva mandada construir por el emperador Antonino Pío en la frontera norte de Britania, con el fin de frenar las incursiones de las tribus del Norte. La muralla con una longitud de 58 km unía el golfo de Forth con el de Clyde.hadrians_wall_map-es-svg


Historia

Antonino Pío modificó la frontera septentrional de la provincia de Britania, marcada hasta entonces por el muro de Adriano, y la llevó 120 kilómetros más al norte. El muro estaba construido en tierra sobre unas losas de piedra, tenía una altura de 3,5 metros y 2 metros de ancho. Por su cara norte se cavó un gran foso, de 6 a 12 metros de ancho y de 2 a 4 m de profundidad, mientras que su cara sur era recorrida por una calzada.antonino6-300x224

A intervalos regulares se colocaron diferentes fuertes adosados a la muralla; seis en un primer momento, que fueron aumentando hasta doce. Cada cierta distancia la muralla se ensanchaba hasta los 5 metros para dar cabida a un puesto de observación. A lo largo de seis kilómetros el muro discurría paralelo a la bahía de Forth, luego recorría los valles de los ríos Carron y Kelun, y acababa a la altura de Old Kilpatrick en el golfo de Clyde. Las obras fueron iniciadas tras la victoria obtenida por Q. Lollio Urbico contra los Brigantes, una de las tribus venidas del norte en el 142 d.C. Los encargados de su construcción fueron los soldados de las legiones II Augusta, VI Victrix y XX Valeria Victrix, los cuales acabaron sus trabajos en el 148 d.C.muralla-antonino-el-ultimo-confin-romano-l-lwrsnp

Para asegurarse una mayor control de los bárbaros se establecieron una serie de campamentos y vías en el recientemente conquistado territorio de Escocia pero, ante las muchas dificultades que planteaba su defensa, los romanos abandonaron la empresa en el 163 d.C. y la línea fronteriza pasó a estar nuevamente situada en la muralla de Adriano. Para evitar que los fuertes y fortalezas fueran utilizadas por las tribus indígenas se procedió a su destrucción por iniciativa propia.antonine_wall_-_geograph-org-uk_-_49196


Antonino Pio

Emperador romano (138-161 d.C.) nacido en Lanuvium, cerca de Roma, el 19 de septiembre del 86 d.C. y muerto en Lorium, Etruria, el 7 de marzo de año 161 d.C. Su nombre completo era el de Tito Aurelio Fulvio Boionio Arrio Antonino, que cambió por el de Tito Aelio Antonino al ser designado heredero por Adriano. El sobrenombre de pius le fue concedido por el Senado debido a su recto comportamiento. Era miembro de una rica e influyente familia senatorial, con orígenes galos aunque asentada en la región de Etruria, donde poseían tierras y ladrillerías. Siguiendo la tradición familiar inició su carrera política en el 120 d.C. con el cargo de cónsul. Poco después fue designado para dirigir uno de los organismos judiciales creado por Adriano, en el que permaneció hasta su nombramiento como procónsul de la provincia de Asia en el 134 d.C. Tras aquel hecho pasó a ser el hombre de confianza del emperador, motivo por el cual fue adoptado por Adriano en el año 138 d.C.220px-antoninus_pius_bm_sc1463


Bibliografía

Historia National Geograpich

http://www.enciclonet.com


Construcción arquitectónica militar china, conocida en su nombre original como Wan Li Chang Cheng (‘largo muro de los diez mil li‘), que está considerada una de las obras de ingeniería más portentosas construidas por el hombre. La Gran Muralla es la fortificación defensiva más extensa jamás construida, con una longitud aproximada de 6.800 kilómetros, o 12.000 li según las medidas chinas (cada li equivale a unos 500 metros); tras el hallazgo de nuevas ramificaciones, la longitud total alcanzaría los 7.200 kilómetros. Su principal misión consistía en proteger la frontera septentrional del Imperio Chino de las invasiones de los pueblos bárbaros.mapa-de-la-construccion-de-la-muralla-china-history-peru-blogspot-com-2

Partiendo desde el Este, la Gran Muralla se extiende desde Shanhaiguan, a orillas del mar de Bohai, hasta la región desértica de Lop Nur, en Xijiang; anteriormente se pensaba que finalizaba en el paso de Jiayuguan, en la provincia de Gansu, pero descubrimientos posteriores han probado que su longitud es mayor de lo que se pensaba. Asimismo, uno de sus tramos más antiguos transcurre por la provincia de Shandong, al Sur de Pekín, hasta terminar cerca de la ciudad costera de Qiadong. En definitiva, la Gran Muralla atraviesa en su largo recorrido un municipio, seis provincias y dos regiones autónomas del Norte de la República Popular China, a saber: Shandong, Hebei, Pekín, Shanxi, Mongolia Interior, Ningxia, Shaanxi, Gansu y Uygur de Xinjiang.lagranmuralla


Características

La Gran Muralla tiene una altura media entre siete y ocho metros, llegando a diez en algunos puntos, una anchura entre seis y seis metros y medio en su parte superior, y de unos siete metros en la base. Fue construida a base de grandes bloques de piedra, algunos de ellos de más de dos metros de longitud y una tonelada de peso, ladrillos de arcilla y tierra compactada mediante rodillos hechos con troncos de árboles. El empleo de estos materiales no siempre era uniforme, dependía de las características del terreno, de las necesidades defensivas en cada zona o de los recursos disponibles, ya que no a todas las dinastías les fue posible movilizar la ingente cantidad de hombres y recursos que esta magna obra de ingeniería requería. Uno de los rasgos más llamativos de esta construcción es su trazado serpenteante de acuerdo con las irregularidades del terreno, de carácter montañoso en la mayoría de las regiones que atraviesa, lo que sin duda debió suponer una dificultad añadida.great-wall-tower-illustration

La terraza de la parte superior de la muralla constituía un auténtica carretera, cuidadosamente pavimentada con losas cuadradas para facilitar la circulación y sólo dotada de escalinatas en los tramos de mayor pendiente; de hecho, la Gran Muralla hacía las veces de eficaz vía de comunicación para el transporte de las tropas encargadas de guarecerla, con un ancho suficiente para que por ella pudieran transitar seis jinetes de forma simultánea o un carro de armas y soldados. También se ha constatado su utilización para el transporte de personas y mercancías, poniendo de relieve su importancia como ruta comercial del Imperio Chino.corte

Su muro no es continuo, ya que cada cierta distancia está jalonado de puertas de entrada y salida, así como de elementos defensivos como bastiones, atalayas, troneras y torres de señales. Estas últimas, levantadas en los lugares altos del terreno, constituían una auténtica red de comunicación militar con la misión de alertar sobre un posible ataque mediante columnas de humo o, tras la invención de la pólvora, con cañonazos. El número de columnas o disparos indicaban la cantidad de enemigos. La muralla está protegida en su lado exterior por un parapeto almenado de dos metros de altura, mientras que la pared interior está desprovista de defensas y el parapeto es más bajo, apenas de un metro. En los puntos estratégicos que cruzan con otras vías de comunicación se situaban los pasos y fortines, donde se acantonaban el grueso de las tropas imperiales. Protegidos por dichos fortines, unos portones de gran belleza arquitectónica estaban destinados a dar salida a dichos contingentes cuando se emprendía una campaña militar, o en su caso, permitían el tránsito civil hacia fuera o fuera del territorio chino.1024px-greatwall_large


Las obras

Si bien las primeras obras levantadas por los Ming se hicieron al modo tradicional, con tierra, adobe y una especie de tapial, a partir del siglo XVI se empleó un sistemas más costosos, pero también más duradero. Sobre un zócalo de piedra se levantaban dos muros de ladrillo, y el espacio interior se rellenaba con tierra, grava y arena compactada. La gran muralla no fue fruto de un único proyecto, sino que se construyó por tramos a lo largo de los siglos. Los primeros se edificaron por el oeste y la muralla se fue extendiendo hacia el este conforme los nómadas fueron buscando zonas desprotegidas para realizar sus incursiones.great-wall-genghis-khan-illustration_49711_600x450

En la obra podía trabajar tanto civiles, a los que se recompensaba con el perdón de los impuestos, como soldados. Éstos llegaron a amotinarse alguna vez, como en Datong, en 1524, cuando la guarnición asesinó al responsable de la obra. La muralla se hizo con materiales resistentes como el ladrillo y el mortero. Los ladrillos se se cocían en hornos a 1150 grados durante siete días, lo que les daba una gran calidad. Experimentos modernos han calculado que este proceso de fabricación les confería un nivel de resistencia similar al del cemento reforzado. En cuanto al mortero tenía un ingrediente secreto que lo hacía aún más duro que los ladrillos, tanto que en algunos puntos los ladrillos han desaparecido y solo queda el mortero. Análisis recientes han descubierto que la mezcla además de arcilla y cal, llevaba harina de arroz.construccion-de-la-gran-muralla-china-1


Las torres de vigilancia y defensa

En la gran muralla había diversos tipos de torres que cumplían funciones de defensa, observación, transmisión de señales y refugio. En las torres de defensa se alojaba una guarnición de entre 30 y 0 hombres que servían en turnos de cuatro meses. Los soldados vivían en la misma torre donde guardaban sus pertrechos y alimentos. Estas construcciones eran en realidad pequeños castillos que podían resistir asedios prolongados. Más pequeñas y con una dotación de sólo 5 hombres, las torres de señales se construían a menudo en territorio chino y usaban varios sistemas para dar la alarma: señales de humo, banderas de colores, cañonazos y linternas.mutianyu_tower

El primer piso estaba formado por el lienzo de la muralla, agrandado para conseguir más espacio. Allí comían y dormían los soldados cuando no estaban de guardia o trabajando la tierra. La planta superior, más pequeña, podía usarse de almacén. La torre y la muralla cuentan con un parapeto con almenas para proteger a los defensores. Las aspilleras permitían a éstos disparar a cubierto con los arcos, ballestas, y sobre todo a partir del siglo XVI, con armas de fuego. La organización era muy jerarquizada: había oficiales responsables de una torre, de cinco torres, de diez torres, de secciones de muralla, de tramos más extensos llamados «circuitos» y, finalmente, de cada una de las nueve comandancias.shanhaiguangreatwall-end


Historia

El origen de la Gran Muralla se remonta al denominado período de los Estados Combatientes, entre los siglos VII y IV a.C., cuando algunos de sus gobernantes comenzaron a levantar enormes muros en las fronteras de sus respectivos estados como defensa tanto frente a los ataques de los pueblos del Norte, principalmente los belicosos hunos, como de los principados feudales vecinos. Así, el tramo de muralla encontrado en Shandong fue mandado construir por las dinastías Qi (770-476 a.C) y Chu para proteger su frontera meridional de los reinos rivales; su construcción se prolongó durante más de ciento cincuenta años y constaba de nueve puertas, cincuenta torres de vigías y doce de señales. Tal fue la preocupación de los emperadores chinos por las incursiones, que incluso el emperador Yangdi lo recuerda en un poema:

«El viento otoñal levanta gemidos, / mientras marchamos muy lejos miles de millas. / ¿Marchando miles de millas con qué fin? / A través del desierto reconstruimos la Gran Muralla. / Pero ésta no fue idea Nuestra, / fue construida por sabios emperadores del pasado: / Establecieron aquí una política que durará miles de siglos, / para asegurar las vidas de sus millones de súbditos. / ¿Cómo podríamos, pues, evadirnos de estas preocupaciones, / y descansar en paz, despreocupados, en la capital?».hemis_2148312_1800x1196

Tras la unificación de China en el siglo III a.C., el primer emperador de la dinastía Qin, Shihuangdi (221-206 a.C.), quien tradicionalmente había sido considerado el primer soberano en iniciar su construcción, mandó conectar los tramos de muralla preexistentes y erigir otros nuevos para consolidar de esta manera su imperio por la frontera septentrional. La empresa requirió de esfuerzos titánicos: se calcula que en diez años de trabajos se levantaron algo más de cinco mil kilómetros de muralla, razón por la que recibió el nombre de “Muralla de los Diz Mil Li”, a través de un terreno muy accidentado, empleándose en ello cantidades ingentes de material; cuando la piedra se agotaba, los ingenieros mandaban utilizar la propia tierra extraída de la zona. La mano de obra utilizada fue igualmente de proporciones gigantescas, alrededor del millón de personas, siendo reclutada según el despiadado sistema de exacciones: hombres, mujeres y niños eran obligados a dejar sus regiones para dirigirse al Norte para una vez allí, trabajar en turnos extenuantes que se cobraron la vida de miles de ellos. Finalmente acabada, esta muralla causó no obstante el agotamiento de los recursos del Estado y la miseria del pueblo, contribuyendo al descrédito de la dinastía y su caída pocos años más tarde.images-4

En el periodo de la dinastía Han (206 a.C.-220 d.C.) el Imperio experimentó una expansión territorial en la cual la Gran Muralla desempeñó un importante papel: la protección de las rutas comerciales hacia el Oeste, y más concretamente la célebre Ruta de la Seda. El emperador Wudi movilizó en esta época a más de medio millón de trabajadores que repararon los tramos de muro derruidos después de la caída de la dinastía Qin y construyeron unos 500 kilómetros nuevos, la mayoría de los cuales discurren a través del desierto de Gobi. En esta región, el principal problema fue encontrar materiales sólidos, de modo que los ingenieros chinos tuvieron que recurrir a un antiguo y laborioso método consistente en mezclar la masa de tierra con ramas y juncos. Asimismo, la muralla Han introdujo la importante novedad del levantamiento de torres de señales cada quince o treinta millas, las cuales encendían columnas de humo si avistaban un ataque exterior: una única columna significaba que la fuerza enemiga era reducida, sobre los quinientos hombres, mientras que dos columnas equivalían a un ejército de tres mil o más soldados.gran-muralla-china_960x648_5e86f32d

Durante las siguientes dinastías apenas se realizaron obras de relevancia, limitándose los trabajos a leves reparaciones de tramos concretos. Fueron los soberanos de la dinastía Ming(1368-1644) quienes reanudaron de forma sistemática su construcción, hasta un total de dieciocho proyectos, ampliándose su longitud hasta los actuales más de siete mil kilómetros. La altura media de la muralla Ming, casi ocho metros, es superior a las anteriores, así como su anchura, que en algunas zonas alcanza los siete metros. Asimismo, la calidad de los materiales, la perfección técnica a través de un sinuoso trazado y su estado de conservación es sensiblemente mejor, lo que no sólo revela la relativa modernidad de estos tramos sino la mayor capacidad tecnológica y organizativa de la que dispusieron los emperadores de dicha dinastía, que emplearon en las obras a miles de trabajadores, la mayoría esclavos, y vastos recursos económicos. Pese a todo, hay que señalar que en esta época la Gran Muralla había perdido ya gran parte de su valor militar, principalmente porque el uso de armas de fuego la convertían en un obstáculo fácilmente franqueable. La muralla Ming es también la más conocida, seguramente debido a su localización en las cercanías de la capital, Pekín.the_great_wall_of_china_at_jinshanling-edit

El siglo XX vio la caída del Imperio y la llegada del régimen comunista, para el que la Gran Muralla no era más que un símbolo de la China milenaria, y como tal, durante muchos años los gobiernos de Pekín apenas le prestaron atención. Esta tendencia ha cambiado en las últimas décadas del siglo XX, cuando una nueva corriente de pensamiento ha valorado la importancia de mantener en buen estado de conservación los testimonios materiales del pasado, al margen de su significación ideológica. En consecuencia, se emprendieron obras de reparación y restauración en varios sectores claves de la Muralla, en concreto el comprendido entre el paso más oriental de Shanhai Kuan (Shanhaiguan), también conocido como “El Primer Paso bajo el Cielo”, en la provincia de Hebei, y el de Chiayu Kuan (Jiayuguan), en Gansu. Esta importancia cultural se vio confirmada en 1987, cuando la UNESCO declaró la Gran Muralla China Patrimonio Universal de la Humanidad.gran-muralla-china-mutianyu


Connivencia con el enemigo

Las tropas chinas acantonadas en la Gran Muralla mantenían múltiples contactos con los nómadas, a pesar de la oposición de sus superiores. Los soldados chinos comerciaban frecuentemente con sus enemigos, actividad que, como hemos visto, era especialmente importante para los nómadas, y en situaciones extremas los soldados podían llegar incluso a desertar. En 1550, el comandante militar de Datong, al oeste de Pekín, escribía indignado:

«Nuestras tropas y exploradores a menudo van al territorio mongol para comerciar con ellos y han hecho amigos. Los cuatro caudillos Altan, Toyto, Senge y Usin han incorporado torres de observación de nuestra Gran Frontera a sus campamentos. Los mongoles reemplazan a nuestras dotaciones como vigías y nuestros soldados reemplazan a sus tropas como pastores, con el resultado de que ninguna información estratégica de nuestras defensas pasa inadvertida a los mongoles».la-gran-muralla-china-es-visible-desde-el-espacio-4

En numerosas ocasiones los funcionarios del gobierno demostraron una gran desconfianza hacia el comportamiento de sus propios soldados. En 1554, uno de ellos acusó a las tropas fronterizas de tener tanto miedo a los mongoles que, cada vez que éstos cruzaban la Gran Muralla, huían sin siquiera combatir. Otro afirmó en 1609 que los guardias de las torres, incapaces de defenderse a sí mismos, al descubrir mongoles en las cercanías no se atrevían a dar la voz de alarma y preferían fingir que no los habían visto. También se acusó a los soldados de sobornar a los nómadas para que no les atacasen, lo que no deja de ser chocante teniendo en cuenta la oposición radical del gobierno a este recurso. La colaboración entre los nómadas y algunos soldados llegaba hasta tal punto que en 1533 un funcionario del gobierno afirmó que las dotaciones de las torres de observación servían de guías a las partidas de guerra mongolas durante sus incursiones en territorio chino.la-gran-muralla-china


Eficacia Militar de la muralla

la eficacia militar de esta barrera fue siempre relativa. La frontera septentrional china sufrió un número de ataques muy alto, a veces por parte de grandes bandas de guerreros, verdaderos ejércitos que podían alcanzar los 100.000 efectivos, pero también por pequeños grupos de nómadas. Un ejemplo de este último caso ocurrió en Wo Yan, en 1555. Una veintena de guerreros mongoles asaltó una torre en plena noche, trepando con ganchos, pero justo cuando el primero de ellos la coronaba los relinchos de sus caballos alertaron a los soldados chinos que pudieron rechazar el ataque. Sería, sin embargo, un error presentar a los nómadas siempre como los agresores. En 1563, en el curso de una investigación por corrupción, se descubrió que unos soldados habían asesinado a un grupo de mongoles tras aceptar su rendición para fingir una victoria en combate y ser recompensados en consecuencia.

Hay que tener en cuenta que los militares chinos destacados en la Gran Muralla vivían en unas condiciones muy duras. Un documento del propio ministerio del ejército reconocía en 1443 que:

«los soldados en la frontera noroccidental están expuestos al viento y el frío. Ya sirvan como vigías en las torres de señales o como guardias en los pasos […] pueden estar fuera durante meses o años sin regresar a su base, y sus familias e hijos, careciendo de ropa y comida, están en una situación desesperada. Ciertamente, reciben un salario mensual, pero muy a menudo tienen que gastarlo en armas o caballos y sus sufrimientos por el hambre y el frío son indescriptibles».lassietemaravillasdelmundolagranmurallachina01


Curiosidades y leyendas

La Gran Muralla ejerció y sigue ejerciendo una poderosa influencia en la imaginería china, siendo un elemento frecuente en la literatura y artes. Además, ha dado origen a numerosas leyendas transmitidas a lo largo de los siglos, en los que se resaltan tanto la grandeza de la obra como los sacrificios que su construcción costó entre el pueblo. Así, en algunos escritos se cuenta que muchos de los cuerpos de los trabajadores fallecidos eran emparedados entre sus piedras, y los jesuitas relatan en sus crónicas la crueldad con que eran tratados los esclavos: si uno de ellos dejaba un pequeño hueco entre los grandes bloques de piedra, los guardianes le cortaban de inmediato la cabeza para que sirviese de ejemplo a sus compañeros.maxresdefault-2

Por otra parte, durante mucho tiempo ha suscitado un debate sobre si realmente era eficaz en su misión de proteger el Imperio de las invasiones externas. Si al parecer en un principio pudo cumplir a la perfección con esta función, con el tiempo se reveló como un elemento defensivo de dudosa eficacia frente a invasiones de grandes ejércitos adecuadamente pertrechados, especialmente tras la invención de la pólvora; en cambio, sí siguió constituyendo un barrera formidable frente a pequeñas incursiones de bandoleros o saqueadores, así como en la protección de las vitales rutas comerciales que conducían a los reinos asiáticos occidentales.

A causa de su espectacularidad, la Gran Muralla se ha convertido en una de las construcciones más famosas del mundo, así como en el principal reclamo turístico de la República Popular China. No resulta exagerado afirmar que ningún visitante del país, incluidos jefes de Estado extranjeros, lo abandona sin antes haberla visitado y retratado fotográficamente con esta bella obra como fondo. El sinuoso sector de Bandaling, situado cincuenta kilómetros al noroeste de la capital, es uno de los tramos más espectaculares y mejor conservados, y por ello es el más visitado; no obstante, también son célebres los pasos amurallados de Huangya, en Tianjin, Mutianyu o Gubeikou. Como curiosidades que remarcan su grandiosidad, se suele señalar que es la única construcción humana que puede ser vista desde el espacio, aunque al parecer este extremo aún no ha sido probado, y que con la cantidad de material empleado en su construcción se podría levantar otra muralla que diera una vuelta completa a la Tierra, evidentemente de menor tamaño.1140168482_850215_0000000000_sumario_normal


Bibliografía

Historia National Geograpich

http://www.enciclonet.com


El sistema de escritura del japonés es al mismo tiempo ideográfico (con dibujos o símbolos que representan ideas) y arbitrario, pues también cuenta con dos silabarios fonéticos. Además, a diferencia de las lenguas europeas, el japonés se escribe en columnas verticales de derecha a izquierda, aunque en la actualidad se está empezando también a emplear el orden occidental de izquierda a derecha, especialmente en libros que enseñan el idioma a estudiantes extranjeros y en revistas para jóvenes nipones que tienden a copiar las modas occidentales.0504

Los primeros textos escritos en lengua japonesa, pero utilizando los ideogramas chinos, son el Kojiki (Historia del Japón antiguo) del año 712 y el Nihonshoki(Crónicas del Japón antiguo) del año 720. Aunque estos primeros documentos escritos datan del siglo VIII parece ser que la escritura china llegó a Japón alrededor del siglo I o II. En este período Japón realiza incursiones militares en Corea y con ello surgen los primeros contactos con los sutras (oraciones) del budismo; así llega a Japón la escritura china junto con la religión. Sin embargo, este sistema no fue definitivamente adoptado hasta el siglo V y se fue simplificando a lo largo del tiempo.kanji-union

A partir de los caracteres chinos, los japoneses han creado dos silabarios. Cada una de las sílabas procede de un ideograma chino, aunque esto no significa que se hayan perdido los ideogramas originales, llamados kanji. Por tanto, la historia de la escritura japonesa está enormemente vinculada a la china puesto que, como vemos, la primera forma de escritura nipona proviene de China, un pueblo que, en la época en la que se producen los primeros contactos con el imperio del Sol Naciente, estaba culturalmente más avanzado.okurigana

En un principio se emplearon los kanji como una especie de fonogramas que representaban de forma escrita las palabras japonesas. Es decir, aquellos ideogramas cuya pronunciación era similar a determinadas palabras japonesas eran empleados como representación de esos sonidos. Más tarde, comenzaron a emplearse los mismos signos para representar las mismas ideas que en la lengua china pero con una fonética diferente. Así, por ejemplo, la palabra “sol” tiene el mismo ideograma en las dos lenguas (derivado en un principio de un dibujo que representa la idea de sol) pero en cada idioma conserva su propia pronunciación.lecturas

Hasta finales del siglo VIII se emplea como forma de escritura los kanji, aunque adaptados a la fonología y el léxico japonés. Es a finales del siglo VIII cuando aparece otro sistema de escritura que, junto a los kanji, es el empleado actualmente. Se trata de las letras kana(‘signo que representa una sílaba’) que han dado lugar a dos silabarios: el katakana y el hiragana. Los kana eran empleados inicialmente por los monjes budistas en la traducción y adaptación de los textos chinos budistas al japonés, por lo que resultan una simplificación y abreviación de los kanji llevada a cabo por estos monjes. Esta escritura, que usa los sonidos iniciales de los ideogramas chinos para expresar todos los sonidos del idioma japonés, se conoce como man´yoogana.kanji

Los cuatro sistemas de escritura de la lengua japonesa empleados en la actualidad son los kanji, el hiragana, el katakana y el romaji.numeros


Kanji. Los ideogramas japoneses

Los kanji se emplean para representar la mayor parte de las palabras del idioma japonés que denotan conceptos o ideas, lo que en lingüística se denomina “palabras llenas o de contenido”, pero siempre que éstas sean de origen chino o japonés. En 1945 el gobierno japonés llevó a cabo una lista llamada Tooyoo kanjihyoo (o Toyo kanji) que incluía los 1850 ideogramas que debían emplearse en los libros de texto, periódicos y publicaciones gubernamentales. El Tooyoo kanjihyoo se mantuvo en vigor hasta los años setenta, cuando se discutió la posibilidad de incluir más ideogramas a una lista que parecía bastante escasa. La controversia sobre esta ampliación culminó en 1981, cuando se añadieron noventa y cinco ideogramas. Sin embargo, el número real de estos caracteres que se emplean en los periódicos y obras escritas en general (si tenemos en cuenta los nombres de personas y lugares que, habitualmente, se expresan en kanji) puede superar los cuarenta y cinco mil.kanji


Hiragana. Primer sistema fonético japonés

El hiragana, también denominado antiguamente onna de (‘mano de mujer’), consta de cuarenta y seis caracteres y fue inventado por un predicador budista llamado Kukai (734-835). El término procede de la voz hira, que designaba “lo redondeado”, es decir, lo que se simplificaba para un uso común y cotidiano. El distanciamiento político entre Japón y China durante el período Heian, cuando Japón dejó de enviar embajadas a la corte china Tang, favoreció el éxito del hiragana como lengua nativa. El kanji, considerado demasiado difícil para que pudieran aprenderlo las mujeres, se siguió utilizando en los tratados de filosofía escritos por hombres; sin embargo, las mujeres no tuvieron ningún reparo en utilizar este sistema considerado por los hombres como inferior, y cultivaron una literatura sobre temas cortesanos escrita en hiragana, más viva y fluida, caracterizada por reflejar paz y tranquilidad. En el siglo IX, durante el periodo Heian, el hiragana se convirtió en una auténtico vehículo de expresión literaria gracias al talento de autoras como Sei Shonagon(ca. 960-ca. 1030) o Murasaki Shikibu (ca. 978-ca. 1026), autora de la famosa obra Historia de Genji (en japonés Genji Monogatari), considerada una de las obras cumbre de la literatura universal.hiragana

El hiragana se utiliza básicamente para las palabras que se pueden llamar “gramaticales” como preposiciones, partículas y desinencias y terminaciones verbales, con más contenido gramatical que semántico. Además, este sistema se emplea también para expresar todas aquellas palabras de contenido (de origen japonés o chino) que, por alguna razón, no se representan con kanji. Hay que tener en cuenta, en cualquier caso que, al ser un silabario, es una forma de representación fonética y por tanto, aunque no sea la norma, cualquier palabra japonesa se puede escribir en hiragana; de hecho, el hiragana es lo primero que aprenden los niños en la escuela antes de sumergirse en el enrevesado mundo de los kanji que necesitan mayor tiempo de estudio. Cuando hay algún kanji poco habitual que la población general puede que no conozca, se transcribe con este silabario en hiraganas más pequeños que se sitúan encima del kanji; este sistema de transcripción se denomina furigana.


Katakana. Segundo sistema fonético japonés

El otro silabario, el katakana, consta también de cuarenta y seis caracteres y es el más angular de los silabarios fonéticos. Fue inventado por Kibi no Makibi (693-755) simplificando un elemento de un radical de cada uno de los kanji fonéticos. Se utiliza para transcribir nombres extranjeros y para todas aquellas palabras que son préstamos léxicos de otras lenguas y, en consecuencia, no tienen un kanji. El katakana se emplea también para las onomatopeyas, para numerosos nombres de insectos, animales y plantas, para los telegramas, y para resaltar determinadas palabras, tal y como usamos nosotros la cursiva o la negrita. Esto último es especialmente visible en el manga, donde abundan las palabras en katakana.katakana


Romaji

En realidad se trata de la transcripción a caracteres latinos de los kana. Además de como transcripción de las palabras japonesas, el romaji se emplea en Japón para escribir nombres de estaciones de metro, tren o en el aeropuerto (como ayuda a los visitantes extranjeros, o gaiyin -como llaman allí a los foráneos-, habitualmente perdidos al llegar al país del Sol Naciente en un complejo universo de símbolos extraños e ininteligibles para ellos). También se utiliza para escribir acrónimos de origen extranjero como NATO o USA.captura-de-pantalla-2016-10-02-a-las-9-24-10


Bibliografía

http://www.enciclonet.com

http://japonesca.com

http://www.kimisikita.org


Mientras desempeñó el cargo de gobernador, Julio Cesar se preocupó por las incursiones de las tribus germanas y siempre mantuvo una fuerza poderosa en las Ardenas, con presencia de caballería para disponer de la movilidad necesaria contra las posibles incursiones. Esta fuerza también contribuyó a contener a las inquietas tribus belgas. En el año 55 a.C., Cesar masacró a decenas de miles de tenctenos y usípetes, hombres , mujeres y niños por igual, que habían cruzado el Rhin, en su curso inferior el invierno anterior.

César señala:

«Porque llevaban con ellos todas sus posesiones cuando abandonaron sus hogares y cruzaron el Rhin, también había numerosas mujeres y niños, y entonces empezaron a huir en todas direcciones. César ordenó a la caballería que los alcanzara»

No se mostró clemencia alguna, ni siquiera con los que no podían oponer resistencia. La dureza de su acción escandalizó a algunas personalidades de Roma. Para algunos era inaceptable, incluso en una edad endurecida por la brutalidad de la guerra, pero otros vieron en las noticias de la masacre una oportunidad para destruir la reputación de César más que para exigir justicia. Los enemigos del general romano, tratando de sacar partido del escándalo, amenazaron con acusarle de crímenes de guerra en cuanto cesara en su cargo de gobernador, por el que gozaba de inmunidad.

En una nueva demostración de la futilidad de la oposición al poder de Roma, o quizás para atemorizar a sus enemigos enemigo y aumentar su prestigio personal, César ordenó a sus ingenieros la construcción de un puente sobre el Rhin, probablemente aguas abajo de Coblenza, donde la anchura del río sobrepasaba los 150 metros y con una profundidad de hasta 9 metros.puente_cesar_rin

En la guerra de las galias, el general romano comenta:

«La tarea un tanto más fácil de remar al otro lado, no estaba en consonancia con su propia dignidad ni con la del pueblo de Roma»

César afirma que en tan sólo 10 días sus hombres levantaron un puente de pilares de madera clavados en el río, por el que su ejército se adentró en territorio germano, reduciendo a cenizas algunas aldeas abandonadas antes de regresar. La incursión apenas duró 18 días y, a su término, el puente fue destruido.250px-Il_ponte_di_Cesare_sul_Reno


El puente sobre el Rhin. Un obra de ingeniería realizada en Diez días.

En la guerra de las galias, el general romano comenta:

«Trababa entre sí con separación de dos pies dos maderos gruesos pie y medio, puntiagudos en la parte inferior, y largos cuanto era hondo el río; metidos éstos y encajados con ingenios dentro del río, hincábanlos con mazas batientes, no perpendicularmente a manera de postes, sino inclinados y tendidos hacia la corriente del río.3

Luego más abajo, a distancia de cuarenta pies, fijaba enfrente de los primeros otros dos trabados del mismo modo y asestados contra el ímpetu de la corriente; de parte a parte atravesaban vigas gruesas de dos pies a medida del hueco entre las junturas de los maderos, en cuyo intermedio eran encajadas, asegurándolas de ambas partes en la extremidad con dos clavijas; las cuales separadas y abrochadas al revés una con otra, consolidaban tanto la obra yeran de tal arte dispuestas, que cuando más batiese la corriente, se apretaban tanto más unas partes con otras. Extendíase por encima la tablazón a lo largo, y cubierto todo con travesaños y zarzos, quedaba formado el piso2

Con igual industria por la parte inferior del río se plantaban puntales inclinados y unidos al puente, que como machones resistían a la fuerza de la corriente; y asimismo palizadas de otros semejantes a la parte arriba del puente a alguna distancia, para que si los bárbaros con intento de arruinarle, arrojasen troncos de árboles o barcones, se disminuyese la violencia del golpe y no empujasen al puente.»1

Los postes eran hundidos en el fondo del río por un martinete, un aparato de forma piramidal que levantaba un gran bloque de piedra por medio de un cabestrante, y lo dejaba caer sobre los pilares. Mientras tanto, los soldados preparaban los travesaños, las tablas y el piso formado por atajos de varas. El mismo César nos cuenta que las partes del puente estaban debidamente fijadas con clavijas metálicas, algo así como grapas, que podían ser fácilmente colocadas y retiradas.


El Rhin

Río de Europa centro-occidental, llamado Rhine en inglés, Rhein en alemán, Rhin en francés y Rijn en holandés. Nace en Suiza y desemboca en el mar del Norte por los Países Bajos después de recorrer 1.326 km y bañar Suiza, Liechtenstein, Austria, Alemania y Francia. Drena una cuenca de 251.800 km2 y por su carácter internacional y la importancia económica-cultural de su cuenca, es, junto con el Danubio, el río más importante de Europa occidental, pese a que algunos otros lo superan en longitud. Su curso señala el límite entre la Europa atlántica y la Europa central.550px-Germania_70.svg


Julio César

Nacido en el seno de una noble e importante familia de Roma, la gens Julia, los cuales carecía de grandes riquezas y de buena posición política, por lo que desde un principio se vieron atraídos por la ideología de Cayo Mario, con el cual, además, estaban unidos por lazos familiares.

Cuando Sila se hizo con el poder en Roma, Cayo Julio César fue perseguido debido a su matrimonio con Cornelia, la hija de Cinna, el cual había sustituido a Cayo Mario al frente del partido de los populares. Debido a la persecución César huyó a Asia Menor, donde inició su carrera militar y donde permaneció hasta la muerte del dictador en el 78 a.C. En ese año regresó a Roma donde inició su carrera política. En el 69 a.C. fue nombrado cuestor de la Hispania Ulterior. En los próximos años César fue nombrado sucesivamente edilpontifex maximus y pretor urbano. César supo ganarse el apoyo de la plebe y también del orden ecuestre, para lo que firmó su primera alianza con Craso. En el 61 a.C. César fue nombrado cónsul de la Hispania Ulterior y al año siguiente se encontraba de regreso en Roma donde firmó una alianza con Pompeyo y Craso. La alianza dio lugar a lo que se conoce como el Primer Triunvirato, el cual se consolidó gracias al matrimonio entre la hija de César, Julia, y Pompeyo. Poco después César asumió el mando militar de la Galia Cisalpina y el proconsulado de la Narbonense, momento desde el cual, y por espacio de ocho años, se embargó en su proyecto más ambicioso, la conquista de la Galia. Luchó contra los germanos en las orillas del Rin y envió dos expediciones a Britania.list_640px

En el 49 a.C., con el Triunvirato deshecho, César, obligado por las circunstancias y ante la traición de Pompeyo cruzó el Rubicón y dio lugar a la guerra civil. Tras la victoria de César en Farsalia (48 a.C.), Pompeyo tuvo que refugiarse en Egipto, donde fue asesinado. Posteriormente César se hizo con el control de Egipto y entregó el mando a la reina Cleopatra VII, con la que tuvo una intensa y famosa relación. En las batallas de Tapso y Munda los últimos focos de resistencia de los aliados de Pompeyo fueron derrotados y César se convirtió en el dueño de Roma.

En el año 45 a.C. César recibió el nombramiento de dictador perpetuus que sumó a los de imperatorpontifex maximus y pater patriae. El impresionante poder acumulado por César provocó los recelos entre los más fieles republicanos, los cuales se conjuraron para dar muerte al dictador, lo que finalmente hicieron en los idus de marzo del año 44 a.C.


Bibliografía

http://elsiglodelasguerras.yolasite.com/ingenieria-belica.php

http://www.enciclonet.com

https://ospreypublishing.com

Coleccionable de RBA: Biblioteca Osprey de Grecia y Roma


La Letra A

La A proviene de la letra fenicia áleph, que significaba ‘buey’ y que se escribía como la mayúscula nuestra, solo que al revés, con las patas arriba porque representaba los cuernos del buey, la raya que los atraviesa marcaba las orejas y el vértice formaba el hocico. Según los paleógrafos, los fenicios la tomaron de un antiguo jeroglífico egipcio que representaba la cabeza de un buey. Con el tiempo, los fenicios tumbaron este signo a la derecha, dejándolo muy parecido a una trompeta. De los fenicios la copiaron los griegos, para usarlo como letra A, ya puesta como nosotros la conocemos.

La a minúscula apareció en el siglo II, al redondearse los trazos angulosos de la mayúscula con la escritura rápida y uniendo las letras. Y la forma menos redondeada y que aparece ahora en todos los teclados de ordenador (a) nació para la imprenta.a


La Letra B

El origen gráfico de la B se remonta a la letra fenicia bet, que quería decir ‘casa’. Los fenicios la tomaron de un jeroglífico egipcio que en cierto modo recuerda una tienda de campaña. Los griegos la copiaron de los fenicios, haciéndola ya muy parecida a como la escribieron los romanos, que es igual a la nuestra.b-2


La Letra C

Tiene su origen en un jeroglífico egipcio con forma de bastón, que los fenicios adoptaron para su alfabeto con el nombre de gimel. Este signo fue copiado a su vez por los griegos, con el nombre degamma, que tenía varias formas, entre ellasla C. De ahí pasó al alfabeto latino, que en un principio empleaba la misma letra tanto para el sonido C como el sonido G, hasta que Espurio Camilio inventó esta última letra. Y así, ya diferenciadas, llegaron ambas, C y G, al español.c


La Letra D

Procede de un ideograma egipcio que representa una puerta con una forma triangular que en efecto recordaba el trozo de piel que cerraba la puerta de las tiendas de campaña. Los fenicios la adaptaron simplificándola y le dieron el nombre de dalet (también los hebreos), que quiere decir ‘puerta’. Los griegos la tomaron llamándola delta, redondeándola en una de sus variedades. Así la adoptó el alfabeto latino, creando además una minúscula (d) por acomodación de la mayúscula a la escritura práctica. Y así llegaron la mayúscula y la minúscula al español.d


La Letra E

Era representada por los egipcios por la figura de una persona con los brazos extendidos hacia el cielo, adorando a una divinidad celestial. Los fenicios esquematizaron esta figura al adoptarla a su alfabeto con una línea vertical cortada por tres horizontales que apuntan a la izquierda. Los griegos la adoptaron dándole la forma que ha llegado hasta nosotros como la E mayúscula. La minúscula nació siglos más tarde, como consecuencia de la comodidad y rapidez al escribir.e


La Letra F

La F mayúscula procede del signo fenicio para el vau, del que también han derivado otras tres letras: U, V, Y. Los griegos importaron la letra fenicia sin cambios apreciables y lo mismo hicieron los etruscos, que le dieron una forma más reconocida para nosotros; el alfabeto latino invirtió sus trazos y la dejó tal cual la conocemos hoy. Los rasgos rectilíneos de la F mayúscula fueron suavizándose, redondeándose, para formar la f minúscula.f


La Letra G

El latín heredó de los griegos, a través de los etruscos, la letra C con la que representar dos sonidos: el [k] que aparece en cama y [g]. De manera que, como no existía la G, se escribía VIRCO aunque se pronunciara virgo. Esto era así porque los etruscos no conocían el sonido [g]; pero lo romanos sí, por tanto les resultaba un problema no tener una letra específica para este sonido y diferenciarlo así del [k] de la C. Podrían haber adoptado la gamma griega ( Γ ), que sí representaba el sonido [g], pero los romanos creían erróneamente que también tenía el sonido [k]. Así que no resolvieron este problema hasta que Espurio Carvilio inventó la G, en el siglo III a. C., añadiendo una rayita a la C.c


La Letra H

Su hombre es hache, del francés hache, y este del bajo latino hacca, modificación de ach, pronunciación vulgar en lugar de ah (con aspirada), que fue el antiguo nombre latino de esta letra. Paradójicamente, empezó su andadura en el español escribiéndose sin h: ache en un texto de 1433.

En el alfabeto fenicio había una letra conocida con el nombre de het que es la antepasada de nuestra H y que se representaba con una figura de dos rectángulos superpuestos, algo inclinados. No está muy claro de donde procedía esta het fenicia. Se pronunciaba como una suavemente aspirada. Los griegos la adoptaron de los fenicios dándole la forma mayúscula que hoy conocemos por eliminación de los trazos superior e inferior, y manteniendo la suave aspiración. Pasó al latín, donde fue perdiendo el sonido hasta quedar muda. Y así llegó al español: se escribe pero no se pronuncia.h


La Letra I

La antepasada más remota de la de la que se tiene seguridad es la yod fenicia. Los griegos la empezaron a escribir tal como nosotros conocemos la I mayúscula. El alfabeto latino la copió, pero poniéndole al principio dos circulitos en cada extremo. Durante mucho tiempo, en español se escribió en minúsculas sin el actual puntito, lo que ocasionó muchos trastornos para su lectura correcta, pues se confundía a menudo con otras letras; para diferenciarla, a veces se escribía prolongándola por arriba (como una I mayúscula) o por abajo (de donde salió la j), y hasta con algún circulito en algún extremo, casi como los romanos. En la Edad Media se decidió acentuarla, y así quedó el puntito actual tras inventarse la imprenta.i


La Letra J

La j es hija de la i. No existía en los alfabetos fenicio, griego ni latino.

El sonido consonántico peculiar de la j se produjo en el paso del latín al romance castellano por múltiples procedimientos:

  • La propia (IOCUM > juego).
  • Una seguida de (MULIER > mujer, PALEA > paja).
  • Un grupo -cul- (AURICŬLA >oreja, OCULUS > ojo).
  • Un grupo -sc- (FACSIA > faja).
  • Por adaptación de sonidos árabes (šáy> jeque, aššuwár> ajuar, šuríl> jurel).

Para este sonido también servía la i (causa de no pocas confusiones, pues la palabra viejo, por ejemplo, podía verse escrita vieio vjeio), hasta que, entre los siglos XVI y XVII, se separaron, quedando la primera como vocal y la segunda como consonante y con sonido propio.

El humanista francés Pierre de la Ramée fue el inventor del signo de la J mayúscula y la minúscula, para su adaptación a la imprenta en el siglo XVI.

Tiene un punto arriba por herencia de la i, que así se distinguía de la u. Su propio nombre, jota, procede del nombre de la en griego: iota.i


La Letra K

Se la ha considerado desde siempre como una letra inútil y extranjera, pues ya los romanos contaban solo con diez palabras que empezaban con esta letra, aunque la tomaron del alfabeto griego que, a su vez, la copió de la kaf fenicia (pero dándole la vuelta) y los fenicios, en fin, la tomaron de la escritura jeroglífica egipcia, en donde representaba una mano o un puño. Entre 1815 y 1869 desapareció del diccionario académico.k


La Letra L

Los fenicios tenían esta letra en su alfabeto con el nombre de lamed ‘cayado’, con forma en efecto de este utensilio que empleaban los pastores para azuzar a los bueyes. Los griegos la adaptaron con el nombre de lambda pero sustituyendo la curva de la letra en un ángulo agudo. Un ángulo que hicieron recto los romanos cuando la copiaron para el alfabeto latino. Y así llegó al español. Excepto por el tamaño, la L mayúscula y la l minúscula se escribían igual, pero al ligarla con otras letras en la escritura manual, a la minúscula le apareció la panza superior.l


La Letra M

El origen de esta letra está en el símbolo con que se representaba el agua en la antigua escritura jeroglífica egipcia. De este símbolo tomó el alfabeto fenicio su letra mem ‘agua’, pero transformando los trazos de manera que desaparecen sus evocadores aires acuáticos. Los griegos la copiaron para su letramy, en versiones muy parecidas ya a la M actual, como lo es ya la M latina.m


La Letra N

En los jeroglíficos egipcios aparece representada como una serpiente. Esquematizada y con un rasgo más quebrado pasó primero al alfabeto fenicio con el nombre de nun y luego al griego con la misma forma y el nombre de ny. Así llegó al latín, con una mayúscula, N, idéntica a la nuestra. La minúscula nació con el redondeo del trazo al escribir letras juntas.


La Letra Ñ

Es la aportación española al alfabeto latino. El sonido de la ñ no existía en latín, pero la evolución de grupos tales como gn, nn, ni nh dio lugar a él durante la Edad Media entre las lenguas románicas. El italiano y el francés se quedaron con gn, el gallego-portugués con el nh y el catalán con el ny. El castellano prefirió nn, que se abrevió por medio de una con una raya encima y que acabó convirtiéndose en una única letra en forma de con tilde ondulada (ñ) y un sonido nasal muy peculiar, que se pronuncia juntando la lengua con el paladar de tal manera que impida la espiración por la boca, y separándola rápidamente para que el aire salga por la boca y las fosas nasales.


La Letra O

La letra aparece en la escritura jeroglífica egipcia con la forma de un ojo humano que miraba de frente. Los fenicios esquematizaron el símbolo dándole una sencilla forma circular y recordando su origen llamando la letra ayin ‘ojo’. Reducida la adoptaron los griegos, después los romanos y, por fin, nosotros.o


La Letra P

Desciende esta letra de un jeroglífico egipcio que representaba una boca abierta. Los fenicios le dieron el nombre de pe, que quería decir ‘boca’. Aunque olvidándose de lo que representaba, los griegos la llamaron pi y copiaron la forma fenicia, pero en varias versiones. Una de ellas fue la que eligieron los romanos para su alfabeto, que al final llegó al español.p


La Letra Q

Ya suponía esta letra un problema para los romanos, por tener un sonido coincidente con la y la k. Esta diferencia ya existía en el alfabeto fenicio, con las letras kaf qof, que las tomaron del jeroglífico egipcio, esquematizándolo, en el que se representaba la cabeza de un mono y que significaba esto mismo: ‘mono’. Los griegos hicieron suyas las letras fenicias pero llamándolas kappa qoppa. Esta última la adoptó el latín, como Q, que pasó así al español.q


La Letra R

Es una letra muy particular dentro del alfabeto español porque tiene la facultad de representar dos sonidos distintos que además pueden dar lugar a significados distintos (pero / perro; caro / carro). Esta letra procede de un jeroglífico egipcio que representaba una cabeza humana vista de perfil. Los nombres que recibió esta letra en los alfabetos fenicio y hebreo recordaban dicho origen: res resh, que quieren decir ‘cabeza’. Los fenicios simplificaron el dibujo egipcio reduciéndolo a una al revés (q). La escritura griega varió el sentido de la letra dejándola en P (forma que actualmente tiene la en los abecedarios griego y ruso). Los latinos copiaron la letra griega, pero como ya tenían la p, para evitar confusiones crearon entre los siglos IV-III a. C. la letra R (una P con una virgulilla inferior, para diferenciarla).r


La Letra S

hay dos teorías sobre el origen de esta letra:

Una teoría es la formulada por Berthol Louis Ullmann, es que la S procede del ideograma egipcio donde se representan unos dientes. Cuenta la leyenda que cuando Cadmo fue a fundar Tebas, allí no disponían de letras. Cadmo mató a una serpiente, le arrancó los dientes y los sembró, como si simbólicamente cultivara los instrumentos del buen hablar. Cosechó los 16 dientes de las culebras como símbolo de las 16 primeras letras. La letra que mejor resumía todo, por su sonido y su forma, era la S. En la actualidad, es muy común representar una serpiente en la literatura moderna mediante dicha letra.

La otra de las teorías es la que señala que esta letra procede de un ideograma egipcio que representa un lago del que salen dos juncos o lotos. En la escritura fenicia se simplificó eliminando las plantas acuáticas y resumiéndolo en una W, que los griegos invirtieron bautizándola sigma y dándole dos versiones: una con tres líneas rectas y otra con las tres líneas redondeadas. Los romanos recogieron esta última versión, que fue la que llegó hasta el español.s


La Letra T

Procede de un ideograma de la escritura egipcia que representa dos palos cruzados a modo de señal, del que se hicieron distintas esquematizaciones ya entre los propios egipcios. Las más conocidas son las que pasan al alfabeto fenicio con forma de X o de +, de donde derivan con ligeras modificaciones las tes de los alfabetos griego, etrusco y latino arcaico, donde aparece en la forma mayúscula que utilizamos hoy. Los tipos de imprenta definen la mayúscula y minúscula actuales: t.t


La Letra U

Los romanos no le daban a la U un valor exclusivo de vocal, pues era una variante gráfica por redondeo de la clásica V y se utilizaba asimismo para señalar la vocal o la consonante. Como a la J mayúscula, el humanista francés Pierre de la Ramée le dio a la U carta de naturaleza en la imprenta, empleándose siempre para la vocal, mientras que se dejaba la V para la consonante.


La Letra V

Su nombre es uve: de la combinación de u ve, propiamente ‘u que tiene el oficio de v’, en memoria del tiempo en que se empleaba aquella letra con el oficio de esta. No apareció con esta denominación (uve) en el diccionario académico hasta la edición de 1947.

Su origen hay que buscarlo en las inscripciones jeroglíficas de Egipto. La adaptación fenicio dio lugar a diversas formas muy similares a nuestra actual Y (letra que también tiene el mismo origen). La V mayúscula que hoy utilizamos es bien reconocible en algunos alfabetos griegos donde alterna con la antigua adaptación fenicia. El alfabeto latino le dio carta de naturaleza definitiva en forma de V mayúscula que sirvió, además, para representar la U durante muchos siglos, tantos que en la ortografía española ese problema no se resolvió de modo definitivo hasta bien entrado el siglo XVIII. Con la imprenta se había generalizado la práctica de diferenciar ambas letras apellidándolas U vocal V consonante(pronunciada u consonante), entre otros apelativos, pero aun así seguía escribiéndose tanto vozcomo uoz, ver como uer, uno como vno, hasta que el primer diccionario académico zanjó el asunto.f


La Letra W

Siempre ha sido considerada foránea, extranjera. Lo dice el diccionario académico: «No se emplea si no en voces de procedencia extranjera». Básicamente son dos idiomas extranjeros de donde hemos exportado al español con el transcurso del tiempo las palabras con w: alemán e inglés. Pues bien, la recomendación académica para su pronunciación es la de [u] (Newton) o [g + u]para la de origen inglés (Washington, waterpolo, web) y la [b] (en ortografía) para lade origen alemán (Wagner, Westfalia).


La Letra X

Esta letra se dice que fue invento del rey griego Palamedes. Normalmente los griegos representaban el sonido [cs] o [gs] con dos letras hasta que se inventó un signo suplementario simple con que sustituirlas, y aquí aparece el legendario Palamedes y su invención. El nuevo signo pasa al alfabeto etrusco y de él lo toma el latino arcaico. Pero en el griego clásico la letra X también representaba otro sonido, aparte del cs/gs, que era el ji (con el sonido parecido al de nuestra j). Y en el español, aunque la heredada del latín suele pronunciarse como lo hacían estos, con el sonido cs/gs (axioma, exento, que ante consonante suele reducirse a sextremo, exposición), hay palabras de procedencia griega en las que la se pronuncia como una suave. De ahí que en el español antiguo se escribiera con palabras que, desde 1815, se escriben con j: abaxo, caxa, cexar, coxin, coxear, complexo, crucifixo, cruxir, dexar, dixo, enxaguar, enxanbre, exe, executar, exemplo, exercer, viexo, floxo, fluxo, lexía, lixa, luxo, mexilla, paradoxa, prolixo, roxo, texer, traxo, Ximénez, Xerez, Truxillo, Mexía, Xavier, Ximena, Xuárez

Por otra parte, desde la Edad Media la letra aparece en el español con dos usos: el latino y el patrimonial. El latino es el que todavía usamos hoy, con la pronunciación actual. El patrimonial era característico del español antiguo y derivado de la transformación del sonido en algo parecido a la sh inglesa o a la ch francesa; un sonido muy similar al que tenía también algunas voces de origen árabe y que fueron adaptadas con (xaque, xaqueca, xarabe, xeque, axuar, xurel, xubón, xabalí, moxama). Este uso patrimonial desapareció del español, pero cuatro siglos después su reminiscencia queda en algunas palabras donde la se transformó en j. Además, cuando los españoles llegaron a América, les pareció oír en muchas lenguas indígenas el sonido sh que ellos transcribieron con (ej.: xícara, del nahua xicalli): aquí el origen de las equis de México, Oaxaca, Xonacatlón, Texas… Hoy estos topónimos (nombres propios de lugares) conservan su vieja ortografía, pero, desde 1815, se pronuncian con en español (incluyendo a los mejicanos); no así en las lenguas extranjeras, donde las pronuncian con sonido x. Hacen por tanto el ridículo aquellos españoles que pronuncian México con el sonido [cs], ya que hasta los propios mejicanos lo hacen con j. Muchos de aquellos topónimos escritos con x perdieron esta a favor de la con el tiempo, como Jalisco, Jamaica Jauja.x


La Letra Y

Su nombre es i griega ye.  La forma de la no ha cambiado en siglos. Ya se reconoce su antepasada en la escritura hierática egipcia, en los alfabetos milenarios de Medio Oriente (donde representaba una maza), en la vaufenicia, y es la misma antepasada de la f, la y la v. Los griegos le dieron su forma definitiva y la llamaron ipsilon; los romanos la tomaron tardíamente (en el siglo I aproximadamente) para escribir palabras griegas que tenían dicha letra; y del latín pasó al español.f


La Letra Z

Su nombre es zeta, ceta, ceda zeda. representa un sonido sordo, donde no vibran las cuerdas vocales; para pronunciarlo basta morderse ligeramente la punta de la lengua y expulsar el aire. Durante mucho tiempo, en el español se acumuló tres letras con el mismo sonido: la z, la cdelante de e,i, y la ç sorda. Esta última es hija de la z, ya que nació de la costumbre de los amanuenses de escribir la con un copete arriba a modo de adorno que se fue exagerando hasta que se redujo la original a una virgulilla inferior, dando lugar así a una nueva letra.

La Z se origina en la escritura jeroglífica egipcia y pasa a la fenicia donde, como la griega, se representaba de forma muy parecida a la actual I mayúscula. No fue hasta el abecedario latino que formó la forma actual Z, donde no fue una letra corriente y su empleo estaba limitado a nombres procedentes del griego. En el español la es una letra bien definida y consistente.z


Bibliografía

Historia de las letras

Historia de las Letras. (Madrid: Espasa, 1996). Gregorio Salvaror

http://etimologias.dechile.net

 


El personaje de Corocotta únicamente aparece citado por las fuentes clásicas en una ocasión. Es el historiador y senador romano Dion Casio (155-después de 235) el único que le cita. Lo hace en su Historia Romana (LVI, 43, 3), pero no en el contexto de las guerras cántabras, sino al final del principado de Augusto y tras la muerte del emperador (año 14 d. de C.).

Al narrar algunas anécdotas de su vida, dice únicamente que Augusto estaba irritado con un «bandido de Iberia» llamado Corocotta y que ofreció una recompensa por él; que cuando éste se entregó voluntariamente no le causó daño y le entregó el dinero prometido por su captura. Nada más nos indica sobre la vida de Corocotta anterior o posterior a este episodio de la vida de Augusto, con el que el historiador grecorromano quiso ilustrar la magnanimidad del emperador.

En ningún caso se dice además que Corocotta se presentase audazmente a cobrar la recompensa y dejase boquiabierto a Augusto con su bizarro gesto de colarse hasta la tienda del mismísimo emperador (lo que les habría costado a los que estuviesen de guardia en las puertas del campamento y a la misma guardia personal del emperador un castigo ejemplar por incompetentes), como ha pretendido el chovinismo popular local, ni se especifica a qué pueblo pertenecía ni qué hechos de armas protagonizó para que merezca el rango de figura ‘heroica’.

Se citaban estas cosas de Augusto, y se decía además que se enfadaba con quienes le habían ofendido pero sin llegar a perder el control, y que mantenía fielmente su palabra incluso con quienes no eran dignos de ella. Un ejemplo: en un primer momento llegó a estar tan enfadado con un tal Corocotta, un bandido famoso de Iberia, que prometió doscientas cincuenta mil dracmas (=denarios) a quien lo capturase. Pero como Corocotta acabó por entregarse voluntariamente, no sólo no le causó ningún daño sino que le entregó la recompensa prometida.

Dion Crasio


La construcción de un mito

Los historiadores contemporáneos dan credibilidad al relato de Dion Casio, quien, a pesar de que recupera la historia romana más de doscientos años después, bebe de otras obras que no han llegado hasta nosotros. No obstante, hay que preguntarse por qué otros historiadores antiguos que documentan las guerras cántabras no aluden a este episodio, cuando siempre se les ha atribuido tendencia a encumbrar la figura del emperador con grandes victorias sobre sus enemigos.

La falta de datos ha multiplicado las interpretaciones y una fácil de alimentar ha sido convertir a Corocotta en un símbolo de los cántabros –en Asturias no ha sucedido lo mismo– y de su oposición a Roma. Pero esto es complicado de entender si lo que sucede es que al final el ‘bandolero’ pacta, llega a un acuerdo con su rival, Roma, y por extensión con su máxima autoridad, Augusto.240px-Spain.Santander.Estatua.Monumento.al.Cantabro


Bibliografía

El diario montañés

Enciclonet

Los cántabros. Desde los orígenes hasta las Guerras Cántabras. Rafael Palacio Ramos, Narciso Herreros Cleret de Langavant y Rafael Guerrero Elecalde. Gobierno de Cantabria.


El sistema de numeración usado por los Chibchas era el vigesimal, contaban por los dedos de las manos y de los pies.

Los diez primeros númerosata, bosa, mica, muyhica, hisca, ta, cuhupcua, suhusa, aca, ubchihica.

Para contar de once a veinte anteponían la palabra quihicha (que significa pie, y equivale a decir diez) a las cifras citadas: qhicha ata (11 o pie 1), qhicha bosa (12 o pie 2) ,…; expresiones sencillas que mostraban el método de contar por los dedos de los pies cuando se acabaron los de las manos.

Veinte se decía quihicha ubchihica gueta; veintiuno, guetas asaquí (más) ata (veinte más uno), guetas asaqui bosa 22, guetas asaqui mica 23. Cuarenta ó dos 20 se decía gue-bosa, 60 ó tres 20,  gue-mica, 80 ó cuatro 20 gue-muyhuica, 100 ó cinco 20 gue-hisca. Contaban, pues, hasta veinte y multiplicaban este número cuantas veces lo necesitaban.


Captura de pantalla 2016-04-14 a las 22.53.45

Numeracion Muisca del 1 al 399


Bibliografía

http://pueblosoriginarios.com/


Espejuelo, espejillo, piedra del lobo, espejillo de asno, piedra de la luna, piedra de luz, sapienza, reluz…; se trata de un yeso selenítico del que Plinio, explica que tiene la propiedad de dejarse cortar con serrucho con facilidad y en finas capas (tenues crustas), y que se da en Hispania Citerior, concretamente en torno a cien mil pasos de la ciudad romana de Segóbriga y, aunque puede encontrarse en otros lugares como Chipre, Sicilia, la Capadocia e incluso en África, el de mayor calidad es el hispano, el cual se extrae de pozos profundos (puteis in Hispania effoditur e profunda altitudine).

El lapis specularis encuentra bajo tierra encajado en la piedra, por lo que hay que extraerlo y separarlo de ella; en su mayor parte es una piedra fósil que forma un bloque compacto a modo de cemento (sed maiore parte fossili natura absolutus in se caementi modo). Plinio también afirma que hay espejuelo negro, pero el más común es el blanco y su carácter excepcional reside en que, a pesar de su fragilidad, resiste el calor y el frío sin deteriorarse.Captura de pantalla 2016-01-21 a las 8.45.48

El lapis specularis se uso en el imperio romano como sistema de acristalamiento montado en bastidores ajustables al tamaño de los vanos de las edificaciones. El ensamblaje de placas de espejuelo permitía cubrir espacios tan amplios como se precisara, dado que los bastidores eran armazones de listones en los que se fijaban las láminas de espejillo. Los armazones se hacían principalmente en madera, por su fácil trabajo, abaratamiento y disponibilidad, aunque también se usaron bastidores de cerámica y se montaron cristaleras a modo de vidrieras en enrejados metálicos y otros soportes, con los que incluso se construyeron invernaderos.Captura de pantalla 2016-01-21 a las 8.46.03

Su uso para satisfacer la demanda como material constructivo tuvo aplicaciones más allá del cierre de ventanales, aunque este empleo fue el principal y más buscado. También se utilizó como elemento decorativo y estético para revestimiento de edificios, y en pavimentos en forma de virutas y láminas como por ejemplo, para recubrir el Circo Máximo durante los espectáculos. Otra aplicación constructiva no menos importante, fue su uso mediante la calcinación de las placas como escayola, yeso para molduras, vaciados y enyesado de paredes, pues según Plinio el yeso obtenido del lapis specularis era el mejor de todos.Captura de pantalla 2016-01-21 a las 8.46.19


 

Las Minas del Imperio

Captura de pantalla 2016-01-21 a las 8.39.38


 Bibliografía

http://lapisspecularis.org